viernes, abril 21, 2006

Yo soy el pueblo

En las circunstancias más emblemáticas he podido ver más allá de los eventos puntuales. La dinámica se ha hecho presente y no pudo negar cuanto soy, en la negatividad misma de mis actos. Por ello llego hasta mi propio accionar para comentar cuanto es el problema de mi existir.

Pasó el tiempo y con cada hecho quise que no me quisieras. Las deficiencias son tantas que me propuse verme a mí y poder resolver cuanto daño dejo en regadío, por haber nacido. Obedeciendo a tanto por lo que me afecta externamente y reaccionando por todo lo que internamente soy.

Mientras estaba en soledad logré verme en plenitud y configurarme en lo que he sido forjado físicamente. Mis deficiencias son visibles y perceptibles, ya que hay tantos que me lo indican y tú, prontamente, me lo reafirmaste. Luego de aquello, fue más evidente que mis defectos no se manifestaban, sino, viven conmigo.

Desde el más horrendo de los alientos, hasta el más trunco de los ritos sexuales son evidencia de mí. La bipolaridad y la esquizofrenia no me han abandonado, pasando por una depresión endógena, dado que me veo, siempre, en el más completo de los desamparos. Esto último, no por quienes me rodean, sino por los que se reúnen y hacen de mí un ser obtuso para la sociedad que conforman.

No pasará mucho el tiempo y se pondrá en evidencia todo lo que estoy afirmando. No por que quiera inmolarme con mis dichos, al contrario, es por que temo por mi devenir, dado que éstas circunstancias son parte de la construcción social a la cual he optado: La relatividad.

Esperar, es darle la opción al señor del tiempo y a él no le daré nada. Un día fui llamado por tantos y me lancé, como cualquier abnegado soldado ignorante del peligro inminente. Hoy, cambio todo por que la belleza siga su curso y no desaparezca nunca; sea reconocida y germine cuanto tenga y pueda hacerlo.

Un abrazo a todos los que me rodean y un beso a todos los que me acarician. Desde éste tiempo nos ponemos la túnica, obedeciendo el llamado a combatir ésta compleja historia que nos han impuesto: La vida.

1 comentario:

Etznav 6 dijo...

DESPUÉS DE TU POMPOSA RETÓRICA, ¿QUÉ ES LO QUE QUISISTE DECIR?

VIEJO, LAS COSAS SON MÁS SENCILLAS DE LO QUE PIENSAS. DE HECHO POR PENSARLAS DEMASIADO ES QUE TE COMPLICAS Y PIERDES EL HILO DE ARIADNA QUE LA VIDA TE HA ENVIADO PARA QUE TE AFERRESA ÉL Y TE SAQUES DE UNA VEZ POR TODAS LA MIERDA QUE TE CARCOME EL CEREBRO.

DEJA DE AUTOCOAPDECERTE Y DEJAR DE REGALARLE TU SANGRE A LOS VAMPIROS.

¿Y ASÍ TE ATREVES A AUTOPROCLAMARTE MI DISCÍPULO?
YA TE QUISERA FRENTE AL PRIMERO, A VER SI AGUANTAI UN PAR DE ROUNDS.

DEJA DE PAJEARTE CON HUEÁS Y VEN A VERME A VALPARAÍSO. PLANIFÍCALO BIEN Y NOS VEMOS UNO DE ESTOS DÍAS.

 
Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.